Café amargo

12/06/2020 | Conmebol - internacionales - Internacionales - Liga Aguila Femenina | Por 

El fútbol femenino colombiano se encuentra envuelto en incertidumbres tras las discusiones infructuosas entre los entes reguladores deportivos y las autoridades públicas del país.

Por Lucio Orlando.

Si bien algunos países latinoamericanos parecen poner en marcha el retorno oficial del fútbol femenino, otros todavía se encuentran envueltos en una problemática sin solución aparente. Este es el caso de las futbolistas y clubes en Colombia que, debido a la falta de acuerdo entre los órganos deportivos y miembros del gobierno, están atravesando una profunda crisis económica.

La principal interrogante que gira en torno a la disciplina colombiana es el futuro incierto de los protocolos enviados por Dimayor, empresa delegada a organizar el fútbol profesional, a sus funcionarios. A pesar de haber sido uno de los primeros proyectos en llegar a los escritorios públicos, estos últimos todavía no han tomado una determinación sobre el posible retorno a las canchas por parte de las escuadras cafeteras.

El plan de acción para asegurar el bienestar de cada uno de los deportistas e integrantes del cuerpo técnico cubría un retorno paulatino a las actividades en cantidades reducidas. El objetivo de esta idea era poder llegar en condiciones físicas para que los equipos están compitiendo certámenes oficiales a mediados de agosto. 

Sin embargo, la ausencia de una declaración por parte de los ministerios de salud y deportes de la nación obligan a aplazar los planes hacia mediados del segundo semestre de la temporada 2020.

Otra de las problemáticas que se agiganto durante este periodo de incertidumbre deportiva es la crisis económica que sufren tanto las futbolistas cómo instituciones por igual. 

Si bien el órgano público de deportes aludió a la posibilidad de que las autoridades gubernamentales cedan dinero para la reanudación de las ligas profesionales, este no sería el suficiente cómo para cubrir los gastos del estancamiento económico a los cuales se incorporarán los protocolos sanitarios aceptados

Ya son numerosos los casos en que los clubes que iban a disputar la liga profesional tomaron la determinación de suspender, reducir o rescindir los contratos de sus jugadoras. Las acciones de instituciones de la talla de Millonarios, Santa Fe y Once Caldas fueron criticadas por el Gremio de Futbolistas Profesionales que acusaron a los clubes llevar a cabo medidas abusivas en contra de los derechos de las futbolistas.

A pesar de esto, Dimayor no ha emitido comunicado oficial sobre el retorno de la primera categoría femenina y las fechas aproximadas sobre su posible regreso son solo especulaciones.

Por estas razones, Jorge Enrique Vélez, presidente de Dimayor, ha sido el blanco de las críticas de jugadores y dirigentes colombianos. Lentamente, el líder de la directiva deportiva profesional se encuentra perdiendo el apoyo de los clubes y, en el caso de que la solución no mejore, su renuncia sería inminente.

_

_

_

Si te gusta lo que hacemos y nos queres ayudar a sostenerlo, podés aportar invitándonos con un cafecito, para que podamos continuar desarrollando este espacio, haciendo click en el link de abajo.

¿Nos invitás un cafecito☕️?